David Disoluto

David Disoluto

 

Arte y ciencia…
Como artista, me considero la inevitable consecuencia de toda la ciencia-ficción clásica que ha caído en mis manos. De mi fascinación por los mundos donde nada ha de ser lo que se espera, donde todo es posible y donde cualquier historia puede ser contada de otra manera. Donde lo inerte es la base para crear vida y donde el futuro es esperanzador.
El objetivo, es que cualesquiera de mis objetos adquieran la consciencia precisa para poder levantarse en plena noche a charlar con la figura del salón, acercarse al baño a por una aspirina tras un mal día, vaciarte la cartera, desintegrar a tu pareja, o incluso regañarte por esas pastillas de colores que ocultas en la mesilla…*
Para lograr esta meta, me valgo de todos los elementos a mi disposición; programas 3D, impresoras plásticas, fotografía digital, cobre, madera, motores, chips, software… porque en la parte de mi cerebro de donde surgen mis objetos, la genética-delirante es una materia, la experimentación un dogma y la anarquía científica una ley.
Metrópolis, Stanislaw Lem, dadaísmo y gozo.


* Hasta el día de hoy, no tengo pruebas de que cualquiera de estos hechos no se haya producido. Es por ello, que todas mis obras van acompañadas por el correspondiente descargo de responsabilidad civil.

Mostrando 1-5 de 5 artículo(s)
Product added to wishlist
Producto añadido para comparar.